Ahora es cuando el Atleti tiene que desplegar su mejor juego. Ahora es cuando Simeone tiene que dar la mejor de sus charlas antes y durante el partido. Ahora todos los colchoneros tienen que ir a una. Ahora es cuando ningún jugador debe relajarse ni aun sabiendo las bajas importantísimas del Madrid. Y ahora es cuando el conjunto del Cholo tiene que dar una palmada en la mesa, ganar el partido de mañana y pasar a semifinales de la Champions.

El Atleti tiene todo a su favor para salir victorioso del Bernabéu. La única pega: jugar fuera de casa. El resto lo tiene prácticamente hecho, solo faltan los goles. Las ventajas: la ausencia de hombres fundamentales -Marcelo por sanción, Modric y Bale por lesión, y casi seguro Benzema se una a la lista de bajas-, en campo contrario los goles valen doble -por lo que un empate a uno les valdría a los rojiblancos- y las estadísticas de esta temporada -las cuales caen a favor del Atlético de Madrid con tres empates y cuatro victorias. Y además, hay que destacar el gran estado de forma en el que se encuentra Griezmann, con 20 goles en liga esta temporada.

Si se ve desde esta perspectiva, el Atleti sería el equipo con más posibilidades de llevarse el encuentro, pero Fernando Torres es cauto “tienen jugadores de sobra. Intentaremos sacar ventaja de eso, pero poco se puede sacar”, aseguró en un acto con el atleta Chema Martínez. Está claro que el Madrid tiene hombres que te pueden solucionar un partido en situaciones complicadas. Hombres determinantes como Cristiano Ronaldo, James o con mucha visión de juego como Isco, por lo que Ancelotti intentará de todas las formas posibles sacar un once en el que no se noten las ausencias.

No obstante, aunque el Atleti sea cauto y no quiera siquiera dar a entender que pueden tener la sartén por el mango, ellos mismos saben que tienen probabilidades de pasar esta eliminatoria. Solo hace falta que la delantera rojiblanca cargue sus armas, apunten y disparen al blanco, nunca mejor dicho. Ahora es el momento de demostrar que los ‘indios’ son mejores que los ‘vikingos’ y que la final de Lisboa está más que olvidada.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.