Todo eran risas entre los aficionados hasta que Perú se plantó en las semifinales de la Copa América 2015 sin ningún esfuerzo. Y ahora, ¿qué? Paolo Guerrero ha marcado un hat-trick en el partido de cuartos que les enfrentaba a Bolivia, una de las revelaciones también de esta edición, en un partido que, a priori, se presentaba como uno de los “más aburridos” de la Copa hasta el momento. Vale. No ha seguido la tónica de otros combinados nacionales pero, desde luego, Perú se ha ganado el derecho a estar a un paso de la final y verse las caras con la anfitriona, Chile.

En sus filas cuenta con jugadores que han militado en equipos europeos y esta vez queremos presentarte al goleador de la rojiblanca, Guerrero, del cual hemos podido disfrutar durante años gracias a la liga alemana. No en vano, el jugador obsequia a sus seguidores con detalles de calidad que demuestran que se ha codeado con futbolistas de primer nivel gracias a méritos propios. Si aún crees que es un jugador cualquiera, debes saber que su andadura en Alemania se produjo gracias al Bayern de Múnich, con quienes conquistó dos títulos de la Bundesliga. Paolo comenzó con las categorías inferiores y formó parte del actual club de Pep Guardiola durante cuatro temporadas, aunque solo fue durante las dos últimas que disputó encuentros con el primer equipo. De allí salió en 2006 rumbo a otro viejo conocido: el Hamburgo.

En la temporada 2007-2008, el máximo goleador de Perú consiguió colarse en el podio de anotadores de la competición alemana. Guerrero fue titular indiscutible y materializó nueve dianas, que le colocaron por detrás de otros jugadores de renombre como Rafael van der Vaart (12 goles) e Ivica Olic (14 goles). ¿Sigues sin recordar a este delantero peruano? Lamentablemente, un oscuro capítulo de su carrera deportiva le apartó de la disciplina alemana. Una agresión sobre el portero del Stuttgart, Sven Ulreich, en 2012 le conllevó una sanción de ocho partidos. Un error garrafal cuando entró en plancha sobre el arquero en un córner en el que éste se encontraba de espaldas al jugador. Guerrero terminó aquel año su estancia en Alemania, siendo fichado por el Corinthians. Tres años lleva ya el delantero en Brasil.

Poco antes de iniciarse la Copa América, Guerrero fue fichado a sus 31 años por el Flamengo. Aunque no se encuentra en su mejor momento en la actualidad, el jugador de la bicolor sigue acumulando honores a título personal. En 2012 le otorgaron el Balón de Bronce en el Mundial de Clubes, mientras que en 2014 fue declarado el mejor delantero del año en Brasil. Y es que este héroe de Perú sigue dando guerra y ganándose un nombre más allá de las fronteras europeas.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.