La Selección está concentrada en la Ciudad deportiva de Las Rozas preparándose para el partido de clasificación de la Eurocopa de 2016. Esta es la noticia.

La noticia no es si los del Madrid y el Barça se hablan, si Piqué mira mal a Ramos o si Casillas y Xavi hablan por teléfono a espaldas de sus técnicos. La noticia es deportiva porque en la Selección Española reinan la armonía y la paz. ¿Saben eso de “muerto el perro se acabó la rabia”? Pues eso pasa en España desde que se fueron ciertos entrenadores (sobre todo uno).

¡Pero no crean que sólo en la Selección! El clásico del otro día lo fue un poquito menos por ese “buenrollismo” latente entre todos. Piqué ha confesado que Pepe le preguntó por su segundo hijo durante el partido. Ver para creer.

En la mañana del miércoles estuvieron rodando anuncios. Por la tarde entrenaron (previo minuto de silencio por las víctimas del accidente aéreo de Germanwings) y Vicente del Bosque escondió sus cartas de cara al equipo que saldrá de inicio ante Ucrania.

Hay caras nuevas en esta selección y los aficionados están deseosos de saber si los podrán ver en acción, especialmente los anfitriones, que esperan ser testigos del debut de su sevillista Vitolo con la selección en el Sánchez Pizjuán. Otro que espera su oportunidad es Juanmi, elegido para sustituir al lesionado Diego Costa y cuya llamada ha levantado algunas críticas. Críticas que el jugador del Málaga ha acallado, temporalmente, marcando un gol en el partidillo de entrenamiento.

Así es la vida en esta “nueva” Selección Española. Sólo fútbol. De momento. Y de fútbol tendrán que tirar los de Vicente del Bosque si quieren avanzar con paso firme hacia la Eurocopa 2016. De momento ocupan el segundo lugar del grupo C empatados a 9 puntos precisamente con Ucrania su rival el próximo viernes, y a tres del líder, Eslovaquia, que se medirá a la débil selección de Luxemburgo.

Sobre El Autor

Mónica De la Sierra

"Las cosas no se imaginan. Suceden" Cholo Simeone.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.